12 de agosto de 2009

Togo

En esta ocasión la entrada en el país fue complicada. El no contar con un visado de entrada e intentar conseguirlo en una frontera de chichinabo en mitad de la nada no ayuda, claro. Pero hay que salpimentar un poco esta vida, qué caramba. Así que ahí nos presentamos más chulos que un ocho. Tras bastante discusión con todo el cuerpo policial de frontera (un tipo) y un muy negociado soborno para el susodicho (oculto bajo la apariencia de un transporte), fuimos escoltados en un taxi hasta otra frontera de más categoría a unos 30km., en donde nuestros visados de tránsito fueron cursados sin más dilación.


Finiquitado este embrollo administrativo, nos adentramos en Togo. Es un país geográficamente curioso, muy estrecho y bastante largo: 56km de costa y más de 600km desde el mar hasta su frontera norte con Burkina Faso. Además, y como sus vecinos, con sólo 5,5 millones habitantes disfruta de 40 etnias y no-sé-cuantas lenguas. Cuando pienso en los follones que tenemos en nuestro país...

Su historia también es peculiar..., o tal vez no tanto, pues la de sus vecinos anda bastante pareja. Durante la época colonial primero fue de los alemanes, pero tras la 1ª Guerra Mundial se lo repartieron franceses (2/3) e ingleses, cuyo tercio restante acabaron anexionando a Ghana (la zona donde está la presa del Volta de la que os hablábamos cuando visitamos este país..., listos estos británicos).

Se independizaron en 1960 y ya en el 63 sufrieron un golpe militar (el primero en África) y otro y otro, hasta que el sargento (sargento!, yo no he hecho la mili, pero que yo sepa un sargento pinta bien poco) Eyadéma dijo basta y en 1967 (en el 2º golpe de estado en que participaba) impuso una dictadura que duró hasta que murió en 2005 (aunque, en su defensa, es cierto que celebró elecciones cuyos resultados algunos analistas aceptan). A su muerte, casualmeeeeente, su hijo dio un golpe militar para hacerse con la jefatura del Estado. Arrepentido por su fea y pecaminosa acción, celebró elecciones y, casualmeeeeente, las ganó. Unos fieras en esta familia.

Sabiendo que tenemos algún que otro lector chino, mencionaré que en 2001 China canceló 2/3 de la deuda de Togo. Si es algo positivo o negativo cuando el país sufre una dictadura, no lo tengo tan claro, pero es que además coincidió con el hallazgo de petróleo en Togo. Que cada cual extraiga sus propias conclusiones...

Entramos a Togo por una zona montañosa y muy verde, y establecimos nuestra base en Kpalimé. Tras haber culminado con éxito la ascensión, sin oxígeno y sin sherpas, a la cima más alta de Ghana (885m) hicimos lo propio con la de Togo (986m). Somos unas maquinas.

De ahí viajamos a Lomé, la capital. Hemos de confesar que nos alojamos en un hotel regentado por un suizo porque servía fondue (bueno, y también porque está junto a la playa y la doble con baño cuesta 12€); un chasco cuando comprobamos que la fondue que servían era la Bourguignonne y no la de queso. Y es que hasta ahora no hemos encontrado queso (se puede acaso vivir sin queso? Será su ausencia el origen de los problemas africanos?).

Lome, a diferencia de otras capitales de la zona, no vive a espaldas al mar. La playa forma parte de la ciudad y, por ejemplo, hay chiringuitos, algunos de ellos bastante concurridos, en los que tomarse una cerveza, mientras vendedores de cualquier cosa que se os ocurra te ofrecen sus productos. En fin, que el paisa de las playas en Espanha ya viene entrenado..., y mas o menos con el mismo exito de ventas. Es una pena, sin embargo, que el water de estos chirtinguitos sea la playa y que la poblacion masculina de Togo sufra un serio problema de incontinencia urinaria (orinan sin recato a todas horas en cualquier lugar, con o sin publico alrededor), porque inutilizan la playa para otros menesteres.

Por lo demas y a pesar de haber sido tildada la "Paris de Africa", Lome nos desilusiono un poco, pues no tiene nada digno de verse (monumentos, museos, arquitectura, etc.) y a su mercado, aunque concurrido y bullicioso, le falta el color de los mercados de pueblo.

Para mercado interesante el de los viernes de un pueblo llamado Vogan. Llegamos a este pueblo via Togoville, a las orillas del lago Togo. Por cierto, lago y pueblo fueron visitados por Juan Pablo II durante uno de sus tours africanos, porque la Virgen se habia aparecido sobre las aguas del lago. Parece que el turismo mariano no ha cuajado, pues esa noche fuimos los unicos turistas del pueblo.

Volviendo al mercado de Vogan, lo que mas nos llamo la atencion fue los puestos de venta de fetiches y productos para la practica del vudu. Aunque ya habiamos tenido la oportunidad de verlos en Senegal, Mali o Burkina Faso, en este mercado habia mas puestos, mejor provistos y, al no haber turistas (no vimos ninguno), daban una sensacion de autenticidad que no sentimos en los anteriores paises. Las fotos solo dan una ligera idea: serpientes y culebras, cabezas de monos, cocodrilos y felinos, murcielagos y aves disecadas, tortugas y camaleones vivos o muertos, cuernos varios, esencias, munhecos de gemelos (los gemelos tienen algo diabolico en muchas zonas de Africa y tradicionalmente sus madres y los hijos caian en desgracia y hasta eran expulsados de los pueblos; sin embargo en Togo y Benin los gemelos son sagrados) y un largo etcetera de otros productos mas o menos asquerosos con los que practicar el vudu.

Y es que Togo es, junto con Benin, la cuna del vudu, religion aceptada actualmente por el 50-60% de su poblacion. El vudu lo exportaron los esclavos de esta region a Brasil, Cuba o Haiti..., y mas adelante Holliwood se encargo de darle el toque misterioso y un tanto siniestro que nos ha llegado a occidente. Los mercados como el descrito son como "farmacias"del vudu, en donde la gente compra aquello que el curandero/brujo (u hombre yuyu) prescribe.

Pregunte, pero me temo que no hay ningun preparativo para que toque la loteria.
Nuestra ultima escala antes de cruzar a Benin fue Aneho, un pueblo junto al mar, sin nada que ver ni que hacer. Alguna vez tenemos que descansar, no?

Un abrazo

PD.: Por la noche, los pueblos y ciudades de África son muy oscuros, y no, no es porque sus habitantes sean mayoritariamente negros y no sonrían, especie de simples. Aquí podéis ver un mapa de África de noche

5 comentarios :

  1. HE VISTO EN LAS FOTOS UN MUÑEQUITO QUE SE PARECE MUCHO A MI MUJER.¿PODRIAIS TRAERMELO?....ALBERTO

    ResponderEliminar
  2. Es una alegria abrir vuestro blog y leer la aventuras y desventuras (incluidas las subidas y escaladas a los picos mas altos) y comprobar que continuais con la misma alegría y entusiamo del primer día.
    Continuar y contad, y sobre todo comerme bien.
    abrazos a los dos
    Pd: No hay cabras por esos entornos, lo dijo por el queso (mi mujer estaría encantada de no ver queso a su vista)

    ResponderEliminar
  3. Hola, pareja. Os estáis superando en cuanto a la información, cosa que os agradezco especialmente - me vendrá muy bien cuando empiece el cole! Realmente es chocante el tema del queso, sobre todo teniendo en cuenta la colonización centroeuropea que han sufrido. He investigado en Internet y nada, no hay queso en África (ni de leche de camella), salvo una excepción(a donde vais a llegar dentro de poco, creo)Nigeria, en donde hablan del queso tchoukou; así que ánimo, no sé si en fondue, pero habrá queso.
    Siguiendo mi costumbre, termino con una pequeña leyenda sobre Benin:
    "La tradición oral Yoruba (Entre Benin y Nigeria) describe un mito sobre su origen en la que cuenta como Dios descolgó mediante una cadena, desde el cielo hasta Ile-Ife a Oduduwa, el antepasado del pueblo Yoruba, trayendo con él un gallo, un trozo de tierra y una semilla en la palma de la mano. La tierra cayo en el agua, pero el gallo la rescató para convertirla en el territorio Yoruba y de la semilla creció un árbol con dieciséis ramas que representan el original de los dieciséis reinos."
    Hasta pronto. Besitos Bel

    ResponderEliminar
  4. Hola pareja..Africa no está echa para un adicto al Parmigiano reggiano... sufriria sindrome de abstinencia
    ¿ hace un trocito envasado al vacío ..sacado del Amara robbery market? a que escala lo envío ?

    ResponderEliminar
  5. Hola Hugo,
    Daga here.
    Vaya viaje mas bueno, que envidia !
    Y es q no hay nada como pasar unos anyos en Kwun Tong para despertar el espiritu aventuero. Carlos

    ResponderEliminar